lunes, 23 de abril de 2012

En caso de apocalipsis

Hay gente que tiene mucho tiempo libre y una extraordinaria afición a ofrecer al resto de los mortales lo que no precisamos para nada, desde inventores de la pólvora líquida a perpetradores de ripios siempre han formado parte de la Historia (y son motivo suficiente para afiliarse al Movimiento por la Extinción Humana Voluntaria). Aunque siempre hayan estado aquí, en los últimos años se han hecho mucho más visibles por mor de Internet y tecnologías anexas. Antes, las discográficas, las editoriales, las oficinas de patentes... ejercían de filtro entre el dislate y la sociedad. Hoy, entre lo sublime y lo ridículo no hay más que un paso, el de Calais, el del contador telefónico (y con las tarifas planas ni siquiera eso).

Así la tontuna no encuentra límites. Cualquier memez puede extenderse sin otra cortapisa que la inteligencia del lector, ese bien que resultará tanto más preciado cuanto más escasee en esta sociedad de la telebasura y el balompié como medios de narcosis colectiva. Necesitamos otro Marx (esta vez sí es Karl y no Julius Henry) para que reescriba este párrafo de su célebre artículo periodístico: Das religiöse Elend ist in einem der Ausdruck des wirklichen Elendes und in einem die Protestation gegen, das wirkliche Elend. Die Religion ist der Seufzer der bedrängten Kreatur, das Gemüt einer herzlosen Welt, wie sie der Geist geistloser Zustände ist. Sie ist das Opium des Volks. (La miseria religiosa es a la vez la expresión de la miseria real y la protesta contra la miseria real. La religión es el suspiro de la criatura oprimida, el sentimiento de un mundo sin corazón, así como el espíritu de una situación sin alma. Es el opio de los pueblos.) El suspiro de la criatura oprimida y su opio ya no es la religión sino el contenido alienante de los medios de comunicación.

Y aquí un ejemplo de ¿noticia? que debiera ser objeto de persecución por las unidades de estupefacientes de las Fuerzas de Seguridad. Propongo la creación de otra aplicación que, en caso de apocalipsis zombi indique a los muertos vivientes dónde no encontrarán ni una neurona para alimentarse, en la sede de los medios de comunicación españoles.    

No hay comentarios:

Publicar un comentario